Logo Administración Distrital

Secretaría Distrital de Planeación

Logo República de Colombia

Usted está aquí

Población joven, con alta escolaridad y de estratos altos, los que menos discriminan los sectores LGBTI

Por: dgarcia
Publicado el: Viernes 20 de Diciembre 2019
Versión para impresión Send by email
Comunidad LGBTI extendiendo la bandera de la comunidad

Conforme con los resultados de la nueva Línea Base de la Política Pública LGBTI del Distrito, a medida que la edad es mayor, los niveles de escolaridad son más bajos y se vive en un estrato bajo, la discriminación aumenta hacia las personas de los sectores LGBTI.

El Director de Diversidad Sexual de la Secretaría Distrital de Planeación, Juan Carlos Prieto García, sostuvo que para adelantar esta investigación se incorporó información de los resultados de las Encuestas Multipropósito y Bienal de Culturas 2017 de las categorías de sexo, identidad de género y orientación sexual y preguntas relacionadas con discriminación, con el objetivo de determinar aspectos demográficos, discriminación, situación de derechos de las personas de los sectores LGBTI y representaciones sociales de la ciudadanía bogotana en relación con las personas de estos sectores sociales.

A mayor edad, mayor discriminación. En las personas mayores de 50 años, el porcentaje de quienes perciben los sectores LGBTI como un riesgo está entre 22% y 28%, en contraste con el 9,7% de personas entre 18 y 26 años. De acuerdo con esta investigación, por cada persona de 18 a 26 años que opina que las personas de los sectores LGBTI son un riesgo, se encuentran tres personas de 50 años o más que opinan lo mismo.

En relación con el estrato, se encontró que en el estrato 1 el 20,8% consideran a las personas de los sectores LGBTI como un riesgo para la comunidad, en el estrato 2 el 18,3% y en el estrato 6 el 17%. Siendo así, las personas pertenecientes al estrato 1 las que tienen una percepción menos favorable hacia las personas de los sectores LGBTI.

En cuanto al nivel educativo, quienes tienen un mayor nivel tienden menos a ver como un riesgo a las personas de los sectores LGBTI. Por cada 100 personas sin ninguna escolaridad, 33 consideran a las personas de estos sectores sociales como un peligro para la sociedad. Con primaria completa, 24 personas, y con educación secundaria, 15. En los niveles de doctorado, la cantidad de personas bajaría a 9.

Otro hallazgo del estudio, es que los hombres son quienes tienen una mayor percepción negativa hacia las personas de estos sectores. El 18,1% de las hombres que viven en Bogotá piensan que las personas de los sectores LGBTI son un peligro para la sociedad, frente a un 14,6% de los hombres. Así, por cada 100 personas, 18 hombres y 15 mujeres consideran que las personas de los sectores LGBTI son un peligro para la sociedad.

A nivel ciudad, en las localidades Ciudad Bolívar (23%), Antonio Nariño (19,8%) y Tunjuelito (19,8%) se encontraron los porcentajes más altos de quienes consideran a las lesbianas, gais, bisexuales y transgénero como un peligro para la sociedad.

En conclusión, la población más inclinada a considerar a los sectores sociales LGBTI como un peligro para la sociedad son hombres y mujeres mayores de edad y de nivel educativo bajo en una proporción de 30% y 25%, respectivamente. En el otro extremo, están las mujeres de menor edad y de nivel educativo medio o alto, en donde la proporción que percibe a estos sectores como un peligro es cercana al 10%.

“Si bien las acciones de cambio cultural orientadas a transformar las prácticas culturales basadas en el prejuicio y la discriminación deben ser dirigidas a todos los ciudadanos y ciudadanas residentes en Bogotá, éstas se deben focalizar en población adulta, hombres, de baja escolaridad y estratos bajos”, expresó el Director.

La Política Pública LGBTI a través de la estrategia “En Bogotá Se Puede Ser”, ha propiciado con diferentes acciones, entre otras la Semana por la Igualdad en la que han participado en el último cuatrienio más de 500 mil personas, que ciudadanos de la capital hayan transformado las representaciones sociales discriminatorias hacia los sectores LGBTI. “El camino continúa y los resultados de esta Línea de Base permitirán focalizar las acciones de cambio cultural de acuerdo a las diferencias locales, etáreas, educativas y de géneros en la Ciudad”, concluyó Prieto García. 

 

35% de las personas LGBTI se sienten discriminadas

La Línea Base mostró que el 35% de las personas de los sectores LGBTI en Bogotá se han sentido discriminadas durante los dos últimos años. El porcentaje es mayor en aquellos que se reconocieron como bisexuales (42,4%), transgénero (37,5%), lesbianas (34,1%) y gais (34%).

 

Casi mitad de los capitalinos, en desacuerdo con adopción entre parejas del mismo sexo

De acuerdo con los resultados de la Línea Base, el 49% de las personas residentes en Bogotá piensa que se les debe prohibir que críen o adopten niños y niñas. Este indicador disminuyó en 3,8 puntos porcentuales en comparación con 2015, año en el que el 52,8% de la ciudadanía bogotana así lo consideraba.

Por otra parte, el 43,2% consideró que a las personas LGBTI se les debe prohibir tener muestras de afecto en público. Porcentaje que aumentó en contraste con el 2015 donde se ubicaba con 41,9%; una variación de +1,3%.

En 2017, el 37,8% de las y los ciudadanos residentes en Bogotá, creía que a las personas de los sectores LGBTI se les debía prohibir casarse; indicador que disminuyó comparado con 2015, cuando la estadística fue de 40,9% para una variación de -3,1%.